Anika entre libros

Todos somos villanos

Ficha realizada por: Déborah F. Muñoz
Todos somos villanos

Título: Todos somos villanos
Título Original: (If We Were Villains, 2017)
Autor: M. L. Rio
Editorial: Umbriel
Colección: Umbriel narrativa


Copyright:

© 2017, M. L. Rio

© 2019, Julieta María Gorlero, de la traducción

© 2020, Ediciones Urano S. A. U.

Traducción: Julieta María Gorlero
Edición: 1ª Edición: Enero 2020
ISBN: 9788416517268
Tapa: Blanda
Etiquetas: amistad actores asesinatos género negro drama literatura estadounidense novela teatro secretos suspense Shakespeare rivales
Nº de páginas: 350

Argumento:

En "Todos somos villanos", Oliver sale de la cárcel tras cumplir muchos años de condena por asesinato. A la salida le espera Colborne, el hombre que le detuvo, que ya se ha retirado pero que quiere saber qué fue lo que pasó para que la convivencia de esos jóvenes y talentosos actores shakespearianos acabara en tragedia.

 

Opinión:

 

He intentado comprender por qué "Todos somos villanos" no me ha entusiasmado tanto como esperaba. El grupo de jóvenes obsesionados con Shakespeare, que incluso hablan muchas veces con citas suyas, me parece genial. La forma en que interactúan entre sí, las relaciones de amistad y rivalidad, los roles que interpretan... son simplemente soberbios. Se nota además que la autora se metió mucho en el mundillo y sabe de qué va el tema, no solo en lo referente a los actores, sino también a ese ambiente artístico-académico y elitista.

Me ha gustado también mucho la forma de narrarlo, pasando a veces del diálogo novelesco a un guion teatral, muy acorde a la personalidad del protagonista. Además, en todo momento se nota un esfuerzo por mantener el suspense, primero respecto a quién de los actores será asesinado y luego respecto al asesino. Aunque, para qué engañarnos, yo intuí ambos mucho antes de que se desvelaran, sí que es verdad que me hacía seguir leyéndolo.

¿Por qué no me ha encantado, entonces, cuando tenía todas las papeletas? Pues, tras darle muchas vueltas, he llegado a la conclusión de que es por dos razones: la primera, que se vuelve muy pesado y redundante, y que a veces se perdía la agilidad en favor de meter diálogos largos de obras de Shakespeare que tenían muchas connotaciones, pero que cansaban. La segunda, simplemente, es que los personajes, aunque muy bien trazados, me parecieron idiotas. En todo momento se las arreglaban para tomar la decisión más estúpida, la más ilógica y con mayor potencial para arruinarles la vida y hacer el máximo daño posible. No pude entenderles y eso me fastidió la credibilidad.

 

Déborah F. Muñoz

 

 

 

Frases de esta opinión pueden utilizarse libremente en otros medios para promoción del libro, siempre que no se varíe y se mencionen al autor de la misma y al medio anikaentrelibros.com

¿Te ha gustado? Compártelo:

Comentario de los lectores:

Publicidad
Anika entre libros
Actividad subvencionada por el Ministerio de Cultura
Ministerio de cultura

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar